¿Como evitar las fugas de cerebros?

       Leyendo hoy Expansión, he leido este artículo. Aunque el texto del articulo no versaba propiamente de la fuga de cerebros (¿Se habrá leido el editor el texto?), el titular me ha llamado la atención.

Un grave problema de las empresas, y de nuestro país en general, es la fuga de cerebros. Personas formadas y preparadas que deciden irse a otra compañia por más dinero o contraprestaciones similares. Normalmente, por algo se llama fuga de cerebros, esas personas suelen estar en puestos altos; así que cuando dejan la empresa muchas veces se llevan a sus equipos con ellos y dejan sus proyectos inacabados (a no ser que su contrato estipule lo contrario). Y eso puede dejar a la compañía “con el culo al aire”.

¿Porque se van estas personas? ¿Por dinero? No lo creo. Realmente creo que para personas que están tan alto en el escalafón de una empresa el dinero no es tan importante (a no ser que les paguen MUCHISIMO más).

Lo que hace que se vayan son esas cosas intangibles, que todos queremos y buscamos. Hablo del reconocimiento, del ambiente en el trabajo, de la comodidad en hacer las cosas, de tener capacidad de maniobra, de que la empresa trate de hacerte la vida más facil; en vez de mas dificil.

Mucha gente desestima estos elementos, creyendo que se van “solo por el dinero”, y por tanto ofrecen una cantidad mayor. ¿Cuanta será su sorpresa cuando rechacen su contraoferta?

Se que no es siempre así, pero creo que lo que la mayor parte de la gente existosa en su trabajo busca son esos elementos. Que se reconozca su trabajo. Que pueda dedicarse a proyectos interesantes y arriesgados. Que sepa que cuando su hijo esté enfermo podrá salir del trabajo un poco antes si no es necesario allí. Que los compañeros de trabajo le saluden y se vayan a tomar un cafe en cuanto hay tiempo libre. Que sea capaz de decidir.

En España, esa forma de hacer las cosas sigue sin cuajar. Los jefes suelen estar estancados en no mostrar respeto algunos a sus empleados (porque al final, todos esos elementos se basan en tener respeto); y no dejar que se expresen debidamente. Los que trabajan en la empresa no serán artistas ni escritores; pero al igual que ellos, necesitan tener tiempo para pensar y ser creativos.

¿Mi recomendación si se quiere evitar la fuga de cerebros? Si la persona es realmente buena en lo que hace, no le insultes ofrenciendole más dinero. Lo único que tienes que recordar son las tres últimas cosas que te pidió hacer y no le dejaste; y permitirselas. Y seguir haciendolo.

Un trabajador feliz, es un trabajador fiel.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: