Peripecias con Audi

El Lunes 22 de Junio, el Audi AX de Matrícula XXXX XXX no arrancaba. Considerando que se trataba de un coche nuevo (del Sábado 20, concretamente), me resultó muy extraño el asunto y con premura llamé a Audi Class para que viniera alguien a ver si era un problema de la Batería. Los de Asistencia de Audi, muy ambles ellos, acordaron mandarme una grua a mi domicilio. Eran las 16:00.

A las 17:30 aun no había venido ninguna grua a mi domicilio (situado en el centro de Madrid). Cuando les llamo para pedir explicaciones, me dicen que es culpa mia, pues no había nadie en el domicilio y que me han estado llamando. Extrañado, pues no había recibido ninguna llamada, les digo a que piso estaban llamando en el telefonillo a lo que me respondieron “Ah, ¿Pero era un piso?”. Tras esta muestra de genialidad por parte de la muchacha que me atendía, no tuve valor de preguntarle como era posible que no me hubiesen llamado al móvil. Probablemente su respuesta habría ido en la línea de la anterior.

Finalmente, el operario llega a mi domicilio sobre las 18:20 y a las 19:00 se pide una grua para que trasladen mi coche a la central del RAC en Madrid, para que el día Martes 23 sea trasladado mi coche al taller que yo elija (pues a esas horas los talleres ya estaban cerrados). Tras hablar con los de Audi Class, estos me dicen que el taller más cercano a mi domicilio está en Juan Bravo, 51, Madrid. Damos instrucciones a la grua y mi coche parte hacia lo desconocido.

A la mañana siguiente, a las 8:00, recibo una llamada del operario de la grua que va a llevar mi coche al taller. Este me cuenta que, el taller en cuestión, situado en Juan Bravo, ya no existe, y que además no existe desde hace bastante tiempo. Sorprendido porque en las bases de datos de Audi Class pueda encontrarse talleres inexistentes, pero en ese momento ocupado en una reunión, dejo en manos del gruista que llame a Audi Class para que le digan un taller alternativo cercano a mi casa.

Cual sería mi sorpresa cuando me entero que Audi Class ha enviado mi coche a ALCORCON. Ciudad cercana a Madrid, sí, al igual que Toledo está cerca de Córdoba. Ante mis críticas, el operador de Audi Class me retorta que él es de Barcelona, y que no es su trabajo saber si Alcorcon está cerca de mi casa o no, y me amenaza con colgar. Estos de Audi Class no paran de decir genialidades, sí señor.

¿Pero acaba esto aquí? No, Audi Class aun me tenía muchas sorpresas reservadas. El día en que mi coche estaba supuestamente reparado, el Jueves 25, llamé a Audi Class para que me mandasen un taxi a mi domicilio para que me llevase al taller en cuestión, servicio que ofrecían gratuitamente. Eran las 18:10.

A las 18:55, ya preocupado porque el taller cerraba a las 19:30, vuelvo a llamar para pedir explicaciones. Audi Class me responde que sí, que ya saben que quiero un taxi, pero que aun no lo han pedido, y que si quiero que lo pidan, pues que tardará más o menos 45 minutos. ¡Genial! ¡Soberbio! Menos mal que sabían que quería el Taxi desde las 18:10, que sino seguro que hubiesen tardado 2 horas en darme un taxi.

Al final, decido cogerme yo un Taxi por mi cuenta, y pido a Audi Class únicamente dos cosas, pues ellos están muy ocupados y no quiero sobrecargarles, que Dios cuide de sus almas.
Les pido que llamen al taller para que me confirmen que me esperan para ir a recogerlo, pues voy a llegar un poco tarde, y les pido también la dirección. Respecto la llamada, tras un intento me dicen que no les cogen; cuando le pido que vuelva a llamar, me dicen que ellos no son una centralita y que no pueden estar gastando dinero a lo tonto. ¡Ah! Ya veo, que inteligentes, ahorrando en llamadas, que desde Barcelona salen muy caras.

Pido yo el número, y ¡Voila! A la primera me cogen en el taller y me confirman que me esperan. Ya veo lo difícil que era contactar con el taller…

Finalmente, el Taxi llega a la dirección que me habían dado los de Audi Class, que efectivamente era el taller SEALCO de Alcorcon. Desgraciadamente, era el taller de pintura, así que mi coche no estaba allí. Mi coche estaba en el Taller de mecanica, a unos 20 minutos andando de allí. Genial me digo a mi mismo. No tengo más dinero, ni tiempo, pero estos de Audi Class debían saber que necesito hacer deporte, y por eso me han dicho la dirección equivocada. Que majos estos de Audi Class.

Finalmente, llego al Taller y recojo mi coche. Contento de no tener que volver a utilizar Audi Class en mi vida vuelvo a mi casa de Madrid. Que pena que de camino volviese a darme el MISMO error que me dio el Lunes. Pero esa, amigos mios, es otra historia


One response to this post.

  1. Posted by Helena on Domingo, 26 julio 2009 at 17:35

    Yo esta historia no me la sabia tan a fondo…pobrecillo mio!!!!!

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: